Innovación o Transformación ¿Qué necesitas?

#hijosmodernos

Innovación o transformación, un proceso de cambio que debemos enfrentar para preparar mucho mejor a nuestros hijos. Estamos ante la 4ta revolución industrial, una que destruirá 7 millones de puestos de trabajo tradicionales.

Empecemos por definir ambos conceptos. Innovación es cambiar algo introduciendo cambios novedosos, como lo hace Apple con sus teléfonos inteligentes.

Mientras que transformación es cambiar por completo. Un ejemplo claro es la metamorfosis de la crisálida en mariposa. La transformación requiere un periodo de incubación para lograr un producto completamente nuevo.

Nuestro sistema educativo NECESITA una transformación a partir de las innovaciones tecnológicas y los avances en materia de neurociencias. Un juego de palabras para decir que nuestros hijos requieren cambios profundos en la forma de educarlos, tanto en casa, como en la escuela.

La 4ta revolución industrial no está afectando sólo a ciertos trabajadores o empresas, está dejando atrás a todos los chicos que no están recibiendo una educación para vivir en una era completamente digital. Si bien es cierto que al mismo tiempo se están generando nuevos puestos de trabajo (cerca de 2 millones), no deja de ser acuciante tomar medidas para estar preparados para este cambio.

Toda esta transformación trae consigo innovaciones en la forma de hacer las cosas. Las personas están potenciando otros recursos internos que desconocían tener. No hay como poner el cerebro al máximo para saber cuáles son tus verdaderos alcances. Padresmodernos requieren estar al tanto de las transformaciones de una generación que crece y se desarrolla en un contexto particular donde nuestros #hijosmodernos están aprendiendo. Es importante no sólo entenderlo sino ser empáticos con lo que está provocando.

 

Cultura educativa

Las transformaciones traen consigo cambios culturales y creencias. Hemos debatido que la cultura es el resultado de la convivencia familiar y la interacción social con su comunidad. Cada familia tiene una forma de construir sus creencias, sus ideales, sus valores y por ende su cultura. Todo a partir de la transformación y las innovaciones del medio ambiente y el entorno.

Ahora bien, en un mundo interconectado, dinámico y cambiante, la cultura es un tema difícil de debatir. Ahí puede estar el problema real de las distancias generacionales. El padre requiere ser empático. Debe, si quiere, actualizarse. Requiere aprender para entender los cambios que trae consigo la transformación y la innovación de las tecnologías. La nueva forma de aprender y comunicarse de los niños es completamente diferente. Si no se actualizan los dejan en desventaja.

Poner al niño en el centro del aprendizaje, aplicar herramientas de neuroeducación e involucrar a los padres de familia, trae consigo otros retos. Por un lado, está la transformación tecnológica o digital y por otra la transformación personal. Tanto para alumnos como profesores y padres de familia. Adaptarse y evolucionar en este nuevo escenario requiere el esfuerzo conjunto de la sociedad, pero, sobre todo, de la familia.

Transformación social

Para que la transformación y las innovaciones prosperen lo más importante es la transformación social. Analicemos este punto. La sociedad está formada por núcleos de personas. Esos núcleos de personas, a su vez, se congregan en grupos muy poderosos llamados familia. La familia determina la cultura, las creencias, y el comportamiento humano. Es decir, las tendencias nacen al interior del núcleo familiar.

Un cambio de mentalidad político en relación a la educación, requiere liderazgo. Una transformación del pensamiento y la implementación de los procesos de innovación, requieren creatividad. Definitivamente, todos estos procesos o cambios, se generan gracias a los líderes de casa, los padres de familia.

Si queremos que el sistema educativo se anticipe a las circunstancias y las nuevas tendencias de aprendizaje, es importante y necesario que los padres se involucren. Ahora más que nunca requerimos de una escuela para padres que esté en la misma sintonía. Lo que debemos visualizar es colocar la educación en el lugar que se merece. Para que la sociedad prospere, avance, evolucione y se transforma, es a través de nuestro sistema educativo.

El aprendizaje en línea ya no solo se refiere al aprendizaje formal. Se ha convertido en la mejor opción para nuestros hijos. Pero, además, impregna la nueva manera de pensar de los ciudadanos. Un fenómeno que les permite mantenerse sincronizados con las tendencias de su entorno.

Nuevo sistema educativo

El nuevo sistema educativo está influenciado por 5 aspectos que marcarán la diferencia.

  1. Estudiantes activos
  2. Modelos educativos
  3. Nuevas habilidades
  4. Tecnología
  5. Entorno actual

Estudiantes activos base de la transformación e innovaciones tecnológicas

Los estudiantes activos son personas que se preguntan acerca de sus objetivos y propósitos.

  • Quiénes son
  • Qué quiero
  • Cómo aprendo

Sin embargo, estos cuestionamientos no surgen de la nada o del medio. Son fomentados en el seno familiar. Cuando la familia tiene un proyecto de vida y ese proyecto incluye la opción de educar desde a concepción, se aseguran de que todo el proceso de formación humana cuente. La transformación requiere innovación. El programa de “Educando desde la concepción” es eso, un medio de innovación.

Esto significa que la educación ya no tiene una edad específica. Sabemos que el cerebro aprende a partir de los 28 días de que un ser humano ha sido concebido. Aprendemos más allá de los 90 años. Por lo tanto, aprendemos durante toda la vida.

Educar desde la concepción nos responsabiliza acerca de quien está siendo educado. De esta manera será más fácil aprender sobre las características, preferencias y la mejor manera de captar la curiosidad de ese aprendiz. Siempre partiendo de sus aprendizajes previos. Lo que su cerebro tiene guardado. Información referencial para nuevos aprendizajes significativos.

Gen Alpha ante a transformación e innovaciones del futuro

No quedado muy claro cuando inicia esta generación. Sin embargo, lo que se cree es que son los niños nacidos a partir del 2010 y continuaran hasta el 2025. Eso significa que las manos del mundo están en los padres de familia que están preparando y educando a la generación Alpha. Esta es y será la generación más activa en materia de tecnología. Su educación está basada, casi por completo, en los medios digitales e interactivos. Reciben retroalimentación de inmediato y ya no hay respuestas disfrazadas. Tiene la oportunidad adaptar y personalizar los contenidos de forma constante e inmediata.

Ellos son los que necesitamos apoyar para que la transformación y la innovación sea parte de su vida diaria. En sus hombros recaerá un planeta enfermo y decadencia. Son el futuro y evolución del mundo y el universo tal y como lo conocemos ahora. Sin embargo, no podemos olvidar y mucho menos ignorar la generación. Ellos son ahora el futuro inmediato. Los próximos líderes políticos y sociales.

Es la generación del Tik Tok, y las nuevas tendencias de redes sociales. Son chicos flexibles, autónomos, colaborativos y con una gran intención de hacer más fácil el mundo. Han integrado la tecnología a su vida diaria como una herramienta necesaria, de fácil acceso y dinámica.

La generación Alpha, hoy por hoy son nuestra mayor preocupación y responsabilidad. Niños y jóvenes de 0 a 26 años. ¿Estás listo para hacer por ellos lo mejor posible? Si es así, bienvenido a la generación de #padresmodernos para #hijosmodernos. Seguiremos hablando más del tema en el próximo artículo. Suscríbete, deja tus comentarios y observaciones. Juntos es más fácil.

Cuando educas a tus hijos ellos cambian y tú también. Eso es educar en paralelo.
#hijosmodernos
Zelidéh López
Orientadora familiar

Deja un comentario

× Â¿Cómo puedo ayudarte?