#hijosmodernos

Identidad y pertenencia son dos factores constitutivos del ser humano. Se desarrollan en el embarazo y se fortalecen durante la infancia y la adolescencia. Son responsabilidad de los padres de familia, de las instituciones educativas y por supuesto de los gobiernos internacionales que dictan las normas de los sistemas educativos.

Erick Erikson psicoanalista infantil define la identidad en diferentes aspectos:

  1. a) identidad psicosexual por el ejercicio del sentimiento de confianza y lealtad con quien pueda compartir amor (familia), compa√Īeros de vida (relaci√≥n de pareja);
  2. b) la identificación ideológica por la asunción de un conjunto de valores (fomentados en casa), que son expresados en un sistema ideológico (reglas, límites, atribuciones) o en un sistema político;
  3. c) la identidad psicosocial por la inserción en movimientos o asociaciones de tipo social; (pares, grupos, familia, pareja. Identificación, lugar de nacimiento) que repercute en su desarrollo cognitivo, comportamental y afectivo;
  4. d) la identidad profesional por la toma de decisiones en la selecci√≥n de una carrera (profesional o t√©cnica) en la cual poder dedicar sus energ√≠as y capacidades de trabajo para crecer profesionalmente, econ√≥micamente y desarrollar sus capacidades cognitivas y sus dones, por √ļltimo;
  5. e) la identidad cultural y religiosa en la que se consolida su experiencia cultural y religiosa, adem√°s de fortalecer el sentido espiritual de la vida (fe, lealtad, creencias, cultura, ideales).

El equilibro se genera al interior de las familias

          Encontrar el equilibrio en el encuentro de su identidad y pertenencia, le permitirá al adolescente realizar un proyecto de vida.  Su plan lo llevará a la concreción de sus capacidades, cualidades, intereses e independencia. En este sentido las instituciones involucradas (familia, escuela, gobierno) tienen una obligación moral.  Deben proporcionarles a los jóvenes la inspiración suficiente para que encuentre su camino.  Evitar que caigan en una confusión que lo lleve a la pérdida de su identidad y por lo tanto de su pertenencia.

          Sabemos que todo cambio y crecimiento trae consigo una Crisis = oportunidad. La crisis vista como oportunidad es la zona de desarrollo próximo de la que habla el psicólogo Vygotsky. Son aquellas cosas que podemos hacer y adecuar para fortalecer al individuo y encontrar las situaciones que requiere superar. Necesitamos una educación basada en la prevención y la fortaleza. Si seguimos esperando el conflicto para actuar, los chicos estarán cada vez más perdidos.

¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬† Desde la neurociencia sabemos que la corteza prefrontal es la sede de las funciones ejecutivas. Es la que mide las consecuencias de las acciones, y calcula los riesgos. Esta maduraci√≥n concluye a los 25 a√Īos de edad. Lo que nos da una respuesta biol√≥gica y parcial sobre las conductas de nuestros adolescentes. Sin embargo, se hace necesario ser un poco m√°s expl√≠cito acerca de lo que sucede cuando tenemos manejo de las funciones ejecutivas. √Čstas son las que le permiten al individuo el autocontrol, manejo de la inhibici√≥n, flexibilidad, iniciativa, planeaci√≥n, organizaci√≥n, razonamiento y juicio.

La gratificación como insumo

Las funciones ejecutivas trabajan con el auto-monitoreo. Responde a la postergación de la gratificación de forma negativa. Nos ayuda a asumir consecuencias y toma de perspectiva. Dicho de otra manera, nuestros jóvenes necesitan madurar la memoria de trabajo verbal y no verbal. Regular y gestionar sus emociones y aprender a planificar, además de la resolución de problemas. Todas ellas actividades que se gestan en el embarazo y la primera edad.  

¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬† La pertenencia, por otro lado, es la manifestaci√≥n visible de lo que a una persona le interesa o necesita. Es aquello con lo que se siente identificado o de donde el adolescente se percibe como parte de ese grupo o grupos. Considerando en todo momento que toda conducta es una decisi√≥n personal, con el pleno convencimiento de lo que se est√° haciendo y eligiendo. Solo cambia si sufre de alg√ļn trastorno o alguna discapacidad a nivel cognitivo o cerebral que no le permita realizar esta elecci√≥n consciente. Sin embargo, tenemos un cerebro pl√°stico capaz de aprender siempre.

          Disfunciones emocionales

Con este marco de referencial de lo que le sucede a un individuo en condiciones normales, quiero hablar de aquellos ni√Īos que no las tienen. ¬†Existen diferentes circunstancias, por las cuales no logran consolidarse como persona. Se manifiesta a trav√©s de disfunciones del comportamiento como:

  • Disfunciones emocionales que lo llevan a:
    • Agresi√≥n
    • Cambios de humor
    • Depresi√≥n
  • Tomadores de riesgo tales como:
    • Abuso de alcohol y drogas
    • Sexo sin protecci√≥n
    • Problemas de conducta
  • Conductas compulsivas
    • Abuso de alcohol y drogas
    • Auto mutilaci√≥n
  • Inatenci√≥n //Descuido o distracci√≥n
  • Bajo desempe√Īo acad√©mico
  • Dificultad para planear

Sin olvidar, como lo hemos dicho en muchas diferentes ocasiones, que muchas de estas conductas se generan en el embarazo por los efectos del cortisol (estrés) prenatal.

Migración, marginación y pensamientos limitantes

Ahora bien, que sucede con los chicos con los cuáles estamos conviviendo y educando que viven una situación muy peculiar como la migración. Ya sea de un país a otro o de un estado a otro por necesidad económica. Debido a que todavía no hay resultados del censo 20202, utilizaremos los datos del 2010.

Seg√ļn el censo del 2010, Laredo Texas, est√° constituido por el 95.6% de hispanos o latinos, de los cuales, el 35.5 son menores de 18 a√Īos. Tenemos una poblaci√≥n estudiantil del 32.24% aproximadamente. La edad promedio de nuestros padres de familia es de 28.6 a√Īos. Lo que nos convierte en una ciudad muy joven y con un gran potencial de desarrollo. Los chicos que sufren una situaci√≥n de migraci√≥n pasan por muchos procesos psicoemocionales, incluyendo la reconstrucci√≥n de la identidad y la pertenencia.

#hijosmodernos
El éxito está en tus manos
#hijosmodernos

La Migración Como un Fenómeno Educativo.

Una persona fortalece y conforma su identidad y pertenencia de acuerdo a su cultura y sus costumbres, entre otros factores. ¬†Nuestros hijos pueden estar lidiando con la problem√°tica que enfrentan nuestros vecinos o compa√Īeros de clase. Situaciones que, de alguna manera, est√°n viviendo por el fen√≥meno de la migraci√≥n.

Los j√≥venes de Laredo, Texas y la frontera M√©xico-Estados Unidos, requieren un plan de acci√≥n educativo muy particular. Se invita, por este medio, a que los padres de familia est√©n conscientes que sus hijos no est√°n experimentando un crecimiento y avance ‚Äúnormal‚ÄĚ. Requieren otros apoyos para su sano desarrollo emocional y cognitivo. Un ni√Īo que se mueve constantemente sufre un sinf√≠n de procesos de desestabilizaci√≥n emocional. Ya sea porque pertenece a una familia migrante que requiere ir a las temporadas de pesca, caza, embotadoras o pizca. O puede ser que pasen por un periodo de p√©rdida y duelo que se repite varias veces en el transcurso de su vida. No hay tiempo de crear identidad ni pertenencia.

Mientras que los peque√Īos que vienen de M√©xico o Centro Am√©rica, est√°n en un duelo permanente por la p√©rdida de su hogar. Sufren cambio de pa√≠s, adaptaci√≥n a la nueva cultura, p√©rdida de amigos, familiares, cultura, creencias y costumbres. Circunstancias que los ponen en una situaci√≥n de crisis dif√≠cil de superar. Los lazos que se generan en el lugar de origen son muy dif√≠ciles de romper. Lazos que provocan que la persona regrese al duelo por alguna condici√≥n o circunstancia determinada.

El duelo un factor emocional difícil de soportar

Al ser un duelo recurrente, m√ļltiple y que no desaparece con el tiempo, el ni√Īo o adolescente presentar√° mayores dificultades para adaptarse. ¬†Una nueva cultura educativa, entre muchas otras cosas, le ocasionar√° un estr√©s permanente. ¬†Una situaci√≥n que provocar√° cambios en su sistema nervioso. Tendr√° que aprender y afrontar, situaciones como el idioma. En Laredo el 89.74 habla espa√Īol, lo que hace m√°s dif√≠cil que los ni√Īos aprendan r√°pidamente el idioma ingl√©s. Algo que los puede llevar a padecer el s√≠ndrome de Ulises. En este sentido la inclusi√≥n parental al sistema educativo se retrasa o no se logra por las mismas razones.

El padre de familia, aparte de todo lo descrito, le acompa√Īa el sentimiento de fracaso. Al no encontrar, tan r√°pido como esperaba, el sue√Īo anhelado de una mejor vida, la frustraci√≥n lo mantendr√° en estr√©s cr√≥nico. ¬†Pasar√° por situaciones por dem√°s dif√≠ciles, que lo enfrentan a vivir en hacinamiento o situaciones insalubres, entre muchas otras circunstancias legales. ¬†Comprender este esquema psicosocial que viven las familias migrantes, nos exige, como comunidad, hacer aportaciones pertinentes. Debemos hacer que este proceso sea menos doloroso. Intentar apoyar para que las familias logren el proceso de integraci√≥n y asimilaci√≥n. Pero sobre todo evitar que los ni√Īos sufran marginaci√≥n o la discriminaci√≥n.

Adaptación cultural

Los expertos establecen que s√≥lo hay dos rutas para l√≥gralo. Por un lado, est√° la adaptaci√≥n psicol√≥gica y por el otro la adaptaci√≥n sociocultural. Lo que se obtiene a trav√©s de los programas de ‚Äúparent Engagement‚ÄĚ. Todos los padres de familia tienen el derecho de recibir informaci√≥n oportuna acerca del desarrollo integral de sus hijos. Aprender a ayudarlos para lograr la independencia, el √©xito, la individualidad y la realizaci√≥n de un proyecto de vida personal. En el caso de las familias en circunstancias especiales como las que hemos descrito, el compromiso es mayor. Existen programas federales, como el programa migrante de los distritos escolares, que ayuda a los padres de migraci√≥n interna (entre estados) que se mueven por necesidad econ√≥mica.

En cuanto a las personas que migran de país en país, sólo nos queda proporcionar preparación. Han perdido drásticamente su proceso de identidad y pertenencia. Necesitamos darles información pertinente sobre cómo ayudar a su hijo a pasar por esos periodos propios de la adolescencia.  Como aceptar y sobrevivir la migración de una forma más asertiva. Ellos requieren urgentemente los programas escolares para padres. Es por esta razón que hago un llamado a todos los padres de familia de Laredo Texas, para que busquen apoyo en sus distritos escolares. Pueden y deben recibir información pertinente que les proporcione herramientas para coadyuvar en la educación integral de sus hijos. Al mismo tiempo evitar dejar toda la carga a las instituciones educativas y al maestro de grupo.

Aculturización en busca de identidad y pertenencia

Las familias de las que hablamos est√°n pasando por un proceso de Aculturizaci√≥n. Requieren hacer cambios en sus costumbres, su cultura y la forma en la que estaban educando a sus hijos. En Estados Unidos los derechos de los ni√Īos son un tema muy delicado. Padres que estaban acostumbrados a salir de casa y dejar a sus hijos para trabajar, ahora se enfrentan a la situaci√≥n de ilegalidad cuando lo hacen. El idioma es la principal barrera que requerimos derribar.

Los padres de familia, a diferencia de los ni√Īos, puede que nunca adquieran el dominio del idioma ingl√©s.¬† Siendo √©sta una causa de alejamiento de las instituciones educativas. Nos toca a los integrantes de las comunidades incluir e informar a ese padre que no recibe el peri√≥dico. Padres que no asisten a las juntas y que no se enteran que hay mucho que podemos hacer por el o por ella. Es posible informarlo en una charla amena a la hora de coincidir en el jard√≠n, en el supermercado o al a entrada de la escuela. Todos estamos en el mismo barco.¬† La identidad y la pertenencia son factores de la comunidad.

Juntos es más fácil. Hasta la próxima

 

 

La familia es el grupo de poder m√°s importante e influyente sobre cualquier ser humano.
De ti depende lo que logres con cada uno de los integrantes. Cuando educas a tus hijos ellos cambian y t√ļ tambi√©n Eso es educar en paralelo. Gracias por suscribirte y comentar
× ¬ŅC√≥mo puedo ayudarte?